¿Cómo curar el SIDA?

Las gran pregunta de la medicina del siglo XXI, y la duda recae sobre todos para saber si esto es posible, pues, sí lo es, habrá que entender dos cuestiones, una cosa es el SIDA, Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida y otra, es el VIH, Virus de Inmunodeficiencia Humana, el primero, el SIDA, es la consecuencia de la activación del segundo, VIH. Habrá que aclarar antes de partir a dar falsas esperanzas, que el SIDA es curable, mientras que el VIH de acuerdo a los descubrimientos actuales, permanecerá en el huesped (la persona portadora) toda la vida hasta que no se encuentre una vacuna contra el virus. Sin embargo los avances para eliminar los estragos que este causa en el cuerpo humano, han recorrido tanto que no tan sólo se ha descubierto una cura para la enfermedad, sino que se han identificado nuevos procesos en el cuerpo humano que nunca nos dejarán de sorprender.

Iniciamos con una breve explicación de como es que ataca el virus en breves y simples conceptos, el cuerpo humano tiene una habilidad de autodefensa, que se basa para explicarlo de manera fácil en un ejército, que mantiene diferentes líneas de ataque, la primera de ella es la fórmula blanca sanguínea que ataca las infecciones iniciales, los leucocitos, células defensivas del organismo contra la infección. Estas células llamadas “Helper T-Cell”, activan a su vez a otras células que producen anticuerpos, los cuales atacan a los microorganismos que invaden el cuerpo humano.

Al ser afectadas estas células blancas, la capacidad defensiva del cuerpo contra las infecciones queda seriamente impedida. Las células “Helper T” dejan de tener su papel normal y se convierten en factorías para el virus del SIDA: el virus se multiplica. En ese proceso, estas células se van destruyendo gradualmente, y según van desapareciendo, la principal defensa o inmunidad del organismo se pierde. Esto destruye por completo el sistema inmunológico.

El virus del SIDA por si sólo destruye las células del cerebro y causa la enfermedad progresiva de éste (Encefalopatía por el virus del SIDA) Los reportes médicos indican que la enfermedad cerebral producida por el SIDA es uno de los aspectos más importantes de la infección de esta enfermedad.

Actualmente hay tres etapas básicas por las cuales pasa una persona que está infectada del virus.

Primera etapa

No hay síntomas pero la persona contagia el virus.

El individuo está infectado del virus pero no muestra síntomas externos. Puede aparentar buena salud y permanecer así bastantes años. Pero la ausencia de síntomas externos es engañosa. El virus infecta gradualmente los ojos, el cerebro, los pulmones, el hígado, el bazo, los riñones, y otros órganos de las personas infectadas. Las personas que tienen el virus del SIDA, incluyendo aquellas que no tienen síntomas visibles, pueden infectar a otras.

Después que ocurre la infección, el cuerpo comienza a “expeler” el virus del SIDA, a través de varias secreciones del cuerpo. Los individuos que están infectados del virus del SIDA pero no demuestran ningún síntoma visible, son tan capaces de transmitirlo como los pacientes que lo tienen ya en su etapa final.

Segunda etapa – Pre-SiDA, Complejo relacionado al SIDA (Aids Related Complex [ARC])

La segunda etapa de la infección del virus del SIDA ocurre cuando un individuo infectado comienza a manifestar los síntomas, los cuales pueden incluir, pérdida de peso inexplicable, excesivos sudores nocturnos, diarrea persistente, inflamación de las glándulas linfáticas debajo del brazo y en la ingle, fatiga crónica, y/o desarreglos psicógenos.

Durante la segunda etapa de la infección del SIDA las personas tienen graves problemas de salud. Según el virus del SIDA comienza a invadir las células del cerebro y el sistema nervioso central, aparecen los síntomas de demencia. Estos incluyen pérdida de memoria crónica, pérdida del control muscular, convulsiones, mutismo (incapacidad parcial o total para hablar de forma coherente) o graves desórdenes mentales.

Tercera Etapa – Etapa final del SIDA.

Las otras enfermedades que afectan a las personas que están en esta etapa se llaman infecciones oportunistas. Atacan cuando la destrucción del sistema inmunológico deja al cuerpo totalmente vulnerable. Normalmente el sistema inmunológico protege al cuerpo contra los efectos de las infecciones, pero según se destruye éste, disminuye la capacidad defensiva contra las infecciones, aparecen éstas y se extienden por todo el organismo.

Entre las infecciones oportunistas más frecuentes cabe resaltar la Neumonía por Pneumocystis carinii: Una infección parasitaria que se infiltra y aloja en los pulmones. Los pacientes que tienen esta enfermedad tienen dificultad para respirar y sienten fuertes dolores en el pecho cuando tratan de hacerlo. También tienen una tos persistente que va acompañada de pequeñas cantidades de esputo blanco.

Las probabilidades de que los que llegan a la tercera etapa del SIDA sobrevivan, son extremadamente insignificantes para la alopatía, sin embargo no para las ciencias médicas alternas. Más de la mitad de los que se les ha diagnosticado ya el SIDA morirán dentro del período de 18 meses, más del 70% dentro de un período de 2 años para la alopatía, sin embargo para las ciencias alternas esto es un mito. Prácticamente nadie a quien se le ha desarrollado el síndrome, ha vivido más de cinco años dicen, pero en mi experiencia particular, los cinco años resultan tarea fácil.

He aquí uno de los grandes avances sin importar cual sea la etapa en la que se viva el SIDA, hay una oportunidad que ha registrado excelentes logros, la mayor parte de los tratamientos alopáticos para esta situación se basan en la administrción de los llamados antiretrovirales que mantienen la “carga viral”, es decir la cantidad de población del virus en el cuerpo, a límite, o al menos tratan e mantener esta dicha carga en un número lo más bajo posible, en ocasiones son efectivos, digamos en la mitad de los casos, tienen por desgracia efectos secundarios que han ido disminuyendo conforme a la evolución de estos fármacos, se recomienda su uso desde el comienzo. La alopatía se enfoca también en resguardar la capacidad inmune con antibioticoterapia, incluso cubrir al cuerpo con algún antibiótico desde el comienzo de la enfermedad para evitar los ataques de “virus, bacterias o levaduras (hongos) oportunistas” sin embargo como es ya conocido esta terapia va perdiendo su efectividad conforme estos virus, bacterias o levaduras van desarrollando resistencia, lo que implica añadir un antibiótico nuevo y más fuerte, que termina por desgastar al organismo, aún así ofrece un excelente resultado por algún tiempo además de un fuerte gasto económico por parte de quienes apoyan a la persona enferma.

Las tendencias llamadas “alternativas” han demostrado ser las más efectivas, aunque las más difíciles de seguir por la falta de aclaración de dudas en su uso, entre ellas, la administración de Plata coloidal con uso diario junto con la ingesta diaria de extracto de equinacea resultan efectivas en el aumento de la cantidad de leucocitos T y CD4, células responsables del sistema inmune del cuerpo, contrarestan efectivamente el avance del virus y evitan el ataque de los virus oportunistas, además de evitar que bacterias y hongos se instalen en el organismo. El estudio sobre los síntomas psicológicos y psicóticos que causa la enfermedad ha permitido a la homeopatía ingresar con éxito en el tratamiento del SIDA, siendo el principal síntoma la apatía por curarse o por el mundo después de conocer el triste desenlace de esta enfermedad sin tratamiento, es el tema central de las indicaciones en homotoxicología, y en cuanto a naturismo se trata, la dieta balanceada con el aumento de ajo, limón y cebolla ha sido particularmente exitosa.

La ciencia alternativa busca las siguientes metas

 -Evitar el aumeno del factor TNF-a (Factor de necrosis tumoral alpha) que es el causante de la pérdida de peso y fibra muscular en el enfermo, la producción del factor citocina es elevada en algunas enfermedades crónicas como: Cáncer, Sida, Artritis Reumatoide, etc. Esta producción elevada tiene como consecuencia, entre otras, la falta de apetito, dolores musculares, pérdida de masa muscular.

-Aumentar la producción de Óxido nítrico, Esta molécula permite un mecanismo de defensa inespecífico, eficaz, resultando en la disminución de las infecciones. El Oxido Nítrico es una molécula reactiva que oxida otras moléculas, principalmente las bicamadas lipídicas que constituyen las membranas plasmáticas de otras células. Por lo tanto, destruyendo las membranas, las células son destruidas, son lisadas. Este mecanismo es eficiente contra las células tumorales, células portadoras de vírus, parásitos intracelulares como la Leishmania, Cándida, etc.

-Aumento del Índice Endocitico.Es la capacidad de fagocitar y destruir partículas extrañas (microorganismos, hongos, bacterias, protozoarios, virus, etc). Esta tercera modificación, aumenta la capacidad endocítica, también detectada rápidamente en la clínica por la disminución de las infecciones. Esta es la que se cree ser la cuarta línea de defensa del cuerpo humano, los macrófagos (célula que comen virus) de la médula se despierten y ataquen a los patógenos que no han podido vencer las otras líneas de defensa a causa del virus.

Para lograr esto se utilizan los siguientes medicamentos en micro dosis, dosis especiales que dan por resultados los puntos anteriores:

Aconitum napellus – Bryonia alba – Thuya occidentalesArsenicum album  Lachesis muta

Se pueden obtener en farmacias homeopáticas y se administras en dosis de 6 cc como mínimo, sin embargo la dosis especializada solamente la ha podido manejar un laboratorio brasileño, llamado Canova, en mi experiencia personal es muy recomendable el uso del inmunoregulador de este laboratorio, sobre todo en cuanto a manejo psicológico se refiere, que para los conocedores del hombre, sabrán que la mente lo puede todo.

He logrado tener en mi corta experiencia, ocho pacientes con la enfermedad, todos han salido adelante, llevan una vida normal, tengo que aceptar que el proceso ha sido en verdad difícil, uno de ellos me ha dicho que es la manera de pagar “la multa” que tenía en deuda con la vida, pero que no hay duda de que ahora incluso vive mejor. El manejo clínico de todos estos pacientes ha sido completamente integral, debemos de hechar mano de todas las herramientas, desde el uso de antiretrovirales y antibióticos, el uso consentido del inmunoregulador canova, el refortalecimiento del sistema inmune a través de la plata coloidal y la equinaccea, medicina cuántica a través del sistema SCIO y sobre todo una estrecha vigilancia, medica familiar. De esta manera es como puedo afirmar que el SIDA es curable.

Dr. Daniel Camacho

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: